Errores al realizar una auditoría tecnológica

[fa icon="calendar"] febrero 24, 2017 / Por Sogiteck

Todas las técnicas de diagnóstico, como las auditorías, deben ir seguidas de acciones. Se deben encontrar soluciones adecuadas para los problemas que han sido identificados. Más tarde, se han de diseñar y poner en práctica estrategias para explotar las oportunidades de innovación, como realizar un seguimiento de las auditorías.

Si no estás familiarizado con la auditoría tecnológica o si quieres mejorar, aprender y rectificar tus sesiones, debes procurar evitar a toda costa los siguientes errores a la hora de realizar una:

  • El uso de cualquiera de estas técnicas como labor administrativa, aislada de los beneficios percibidos y de la información para todos los individuos y equipos.
  • Realizar las auditorías sólo para producir un informe para el archivo.
  • Realizar auditorías como medio para culpar a otras partes y no actuar de forma constructiva en un esfuerzo de equipo hacia la consecución de una mejora en los resultados.

Las tendencias tecnológicas y empresariales son tan dinámicas que si la información recogida en las auditorías no se utiliza rápidamente, no tardará en desfasarse. Una manera de resolver este problema es empleando sistemas de información, tales como bases de datos e intranets, pues pueden ser operados en tiempo real.

2231.jpg

En lugar de una auditoría que resulta relativamente estática, algunas empresas pueden elegir convertirse en empresas que aprenden. Esta forma de plantear la gestión puede combinarse con un sistema de información a través de intranets que permita compartir información vital sobre la tecnología entre los empleados. Este sistema sería una auditoría dinámica, pero debe diseñarse con mucho cuidado para promover un uso continuo y activo.

Al principio, quizá sea mejor recoger cierto volumen de información para introducir un sistema de respuesta rápida que pueda evolucionar. Las necesidades de tu empresa de realizar auditorías evolucionarán. En lugar de diseñar un exhaustivo y complejo sistema que fracase por las razones antes citadas, es mejor diseñar un sistema sencillo que procese y disemine la información con rapidez una vez haya sido recogida. Mejor aún sería que la información se pudiese recoger de tal forma que no constituyera una carga administrativa.

Las auditorías tecnológicas miden el nivel de preparación de una empresa para pasar al siguiente paso: la innovación. Si es posible que una auditoría indique una necesidad de innovación debido a una debilidad estructural, o porque el resultado de ciertos departamentos es deficiente, entonces podría resultar contraproducente realizarla, ya que podría enfrentarse a una gran resistencia al cambio. Antes de realizarla, deberías tomar otras decisiones y llevar a cabo ciertas acciones para preparar tu empresa y eliminar el miedo a una posible reestructuración. Esto puede incluir benchmarking, visitas de o a otras empresas, talleres con directores no ejecutivos, talleres de enlace con los clientes, etc.

Si estás interesado en contratar nuestros servicios de auditoría tecnológica y empezar a disfrutar de las ventajas que ello conlleva,

¡haz clic en el siguiente botón!

Contratar una auditoría
¿Qué se debe analizar en una auditoría tecnológica?

La innovación tecnológica proporciona importantes ventajas...

¿Quién debe intervenir en una auditoría tecnológica?

Lo cierto es que, para que una auditoría tecnológica sea lo más...

Tipos de auditoría tecnológica para una PYME

La auditoría como herramienta en los sistemas de gestión viene...